traduce

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

El arte del cómic o historieta

En esta nota intentamos dar una idea general sobre la historieta o cómic, basándonos en los artículos de varios autores versados en el tema.

Así como toda pintura no es arte, tampoco toda historieta es obra de arte. Hay pinturas que son obras de arte e historietas que también lo son. Considerar la historieta un arte menor o como dicta el diccionario: Fábula, cuento o relación breve de aventuras o suceso de poca importancia es de por sí una peyorativa actitud hacia un medio gráfico de comunicación social que ha alcanzado el rango de verdadero arte y no es por cierto un arte menor, aunque a muchos que hacen historietas les alcance este calificativo. La historieta cuando es arte tiene, como todo arte, una faz estética y otra ética, es formativa e informativa a la vez. En ese sentido guarda la kalokagathia, palabra ésta con la cual los griegos definían al arte y significaba el complemento de lo bello y lo bueno.

-->

Hay dos aspectos esenciales constitutivos de la obra de arte, el ser y el existir, pues todo arte debe portar a través de lo singular, visible y existencial un aspecto invisible o esencial. Sin este complemento de armonía por oposición, no hay arte, hay simple manifestación fenoménica, existencia sin esencia, pura cáscara sin alimento o substancia interior.

Si una manifestación humana, cualquiera esta sea, no alcanza a través de visible lo esencial que es invisible a los ojos carnales, según la profunda y sabia frase que Saint-Exupery pone en boca de El Principito, entonces no hay arte. En tal caso tenemos, como Marechal expresa en su poema del Robot, un objeto sin alma: “Pienso en mi alma.: El hombre que construye a Robot/ necesita primero ser un Robot él mismo / vale decir podarse y desvestirse/ de todo su misterio primordial”, sin el cual no hay arte, sino simulacro de cultura, construyéndose así una civilización tecnológica que amenaza a la verdadera cultura de los hombres y a la identidad de los pueblos.

A ello contribuye una historieta de la dependencia que se instrumenta a través de una contracultura sistemática y asistemática que degrada y por la cual los imperialismos nos importan modelos de dominación cultural extraños a nuestra tradición y destino que esteriliza nuestra identidad y sirve para alienar y ahogar en el reino de la cantidad al espíritu de los pueblos de América criolla. De ahí la importancia de la historieta. La crítica de arte ha descuidado, por cierto, a esta genuina manifestación de la cultura. La historieta contribuye no sólo a la formación del niño y del adolescente. No es un género sólo para niños y jóvenes sino para adultos también, porque, la historieta que es un formidable instrumento para modelar el carácter, debe, como expresión de arte latinoamericano y específicamente argentino tener una visión trascendente desde su propio cielo, pues el arte es el idioma universal que cada pueblo habla con su propio acento. // Autor: Antonio O. Iannarelli

Glosario del cómic

Comic-book, historieta, tebeo, manga, fumetti, bande-dessinée... Las muchas maneras de decir lo mismo.

En los diferentes países que han desarrollado una importante cultura de cómic se han designado un nombre, en sus idioma autóctono, para referirse a este.

Por error general, la mayoría suele referirse a cada uno de estos nombres como si cada uno determinara un estilo gráfico y narrativa particular de cada país donde se acuña el término. Por ejemplo, es común escuchar gente decir que prefieren el manga (cómic en Japón) al cómic (refiriéndose a este como si fuera un estilo exclusivamente estadounidense).

En realidad esto no es así.

Es cierto que cada país ha aportado sus particularidades al lenguaje del arte secuencial (Japón más que otros) pero el manga, en sí como palabra, solamente quiere decir lo mismo que fumetti o bande- dessinée y es lo mismo que cómic.

El término más exacto en cualquier país hispano parlante sería historieta, pero lo cierto es que la palabra más general en cualquier parte del mundo es cómic (con tilde para mantener un sentido de traducción al español). Estemos en Japón, en Francia o en Argentina, la palabra cómic será siempre entendida por aquellos que se muevan en este mundo.

A continuación los nombres más comunes en el mundo para referirse al cómic y los países en que se conocen de esta manera:

- Cómic: (comic-book) En Estados Unidos y mayoría de países angloparlantes.

- Bande-dessinée: Es traducción directa de la palabra comic-strip (tira cómica) y es el nombre acuñado en Francia y en Bélgica, ambos países de gran aporte a la cultura historietística.

- Fumetto: (fumetti para el plural) Es el cómic en Italia. Su nombre proviene de los globos de diálogos, tan característicos en la historieta.

- Manga: Es el término japonés. Se traduce literalmente como "garabato". La cultura "manga" en Japón es tan grande, que de la misma palabra se desprende el nombre que se le da a los artistas profesionales del medio: mangaka.

- Tebeo: Este último es un nombre generado particularmente en España. Proviene específicamente del título de una revista llamada TBO, dedicada a la historieta infantil. Se publicó desde 1917 hasta 1998, con algunas interrupciones durante este tiempo. Su popularidad fue tan grande que derivó la palabra tebeo como sinónimo de historieta.

Así que ya lo sabe: en Italia es posible conseguir fumetto de Spider-man, en Estados Unidos cómics de Astérix y en Francia bande-desinée de Dragon Ball.



Austral Obras Maestras del Hombre y la Naturaleza
Publicar un comentario

Entradas populares